Ir al contenido principal

Destacados

Semillas de tagetes, Cómo Recolectarlas

Hoy voy hablarte de la recolección de semillas de una de las plantas que no puede faltar en mi huerto, y que sin duda tendría que estar en cualquier huerto ecológico. El  tagete!!! El tagete es una planta que, además de aportar color a nuestra huerta, nos ayudará a mantener alejados de nuestras hortalizas a determinados parásitos nada beneficiosos. El calvel chino servirá como refugio y atrayente de insectos beneficiosos para combatir plagas y además actuará como cobertora de nuestro suelo. Sin duda cualquiera de estos tres factores son importantes por sí solos pero si además es una planta que nos regalará flores de colores tan llamativos como el que puedes apreciar en la fotografía, qué más se puede pedir. Sin duda incorporar esta planta tan colorida a nuestra huerta, huerto urbano o incluso a nuestro macetohuerto va ser una decisión acertada sí o sí. Las raíces del tagete actúan como "nematicida" y por lo tanto nos ayudan a mantener la población de nemátodos a raya para que

Cómo liberar cotiledones cautivos

Hay ocasiones en las que nos encontramos con semillas que hemos estado buscando años y cuando por fin las consigues y las germinas la cosa se complica. Pues en el post de hoy os hablaré de uno de esos casos en que al germinar una de nuestras semillas una de esas complicaciones aparece.

Hoy voy a enseñaros cómo liberar hojas cautivas o mejor dicho cotiledones cautivos.

Lo primero es saber qué es un cotiledón: Cuando germinamos una semilla, por encima del sustrato aparece una plántula con las dos primeras hojas "falsas hojas" pues a esas hojas se les denomina cotiledones. También puede suceder que en determinadas semillas sólo nos encontremos con un único cotiledón, como podría ser en el caso del maíz.


 Los cotiledones se distinguen del resto de las hojas en el tamaño y en que contienen nutrientes que ayudarán a la plántula a salir adelante hasta que se desarrollen las hojas definitivas.

En el siguiente vídeo vamos a ver, de una forma más gráfica, cómo liberar los cotiledones de la carcasa de la semilla y evitar así la muerte de la plántula. Generalmente cuando germinados muchas semillas y tenemos un gran éxito de germinación no solemos usar esta técnica. Pero sí es práctica y necesaria cuando, como os comentaba al principio, estamos germinado semillas que nos costó mucho conseguir o cuando tenemos un pequeño número de las mismas o la germinación ha sido escasa.



Síguenos en Facebook  o suscríbete a nuestro canal en YouTube

Comentarios

Abonos ecológicos para tu huerta

Blog miembro de: