Ir al contenido principal

Destacados

Cómo reproducir el árbol de jade por esqueje de hoja

La, Crassula Ovata más conocida como Árbol de jade por su tronco marrón ramificado que le da el aspecto de un árbol, es una suculenta nativa del sur de Asia que forma parte de la familia de las Crassulaceae. El árbol de Jade es una planta muy recomendada para todas esas personas que quieren iniciarse en el mundo vegetal y quieren una planta fácil de cultivar, resistente a enfermedades y que no necesite demasiados cuidados. Esta crassula se adapta perfectamente a su cultivo tanto en macetas como en jardines. Más información sobre sus cuidados AQUÍ . En el post de hoy vamos a ver cómo reproducir el árbol de jade y lo vamos hacer de una forma muy sencilla y que además nos va dar la posibilidad de, a partir de una sola planta, conseguir varios ejemplares. Por norma general, las suculentas y los cactus son unas plantas, que además de la facilidad en su cultivo, también se caracterizan por lo sencillo que es reproducirlas. En el siguiente vídeo podéis ver algunos ejemplos de lo fácil que es

Cómo recolectar semillas de lechuga

Para mí la hortaliza que no puede faltar en ninguna huerta. Es bastante agradecida, no muy complicada a la hora de cultivarla y se puede tener durante casi todo el año.

Pero con esto no quiero decir que se pueda plantar sin más y ya está. Necesita un suelo húmedo y que este no se seque en demasía ya que no aguanta períodos, aunque sean cortos, de sequía. Sí es conveniente que la superficie se seque entre riegos para evitar problemas de podredumbre.

El suelo tiene que tener un buen drenaje y podemos incorporar un buen abono "estiércol" en la preparación del terreno. Un buen aporte de potasio le sentará de miedo.

Pero bueno este no es el post, tiempo habrá, para hacer una guía de cultivo de la lechuga. Hoy es tiempo de otros menesteres y lo que quiero mostraros a continuación con un vídeo. Es cómo recolectar nuestras propias semillas de lechuga. Ya sabéis, por otros artículos, que yo soy muy partidario de recolectar y conservar mis propias semillas y que es algo que recomiendo efusivamente porque son muchas las ventajas y pocos los contras.

Es verdad que tenemos que tener ciertos cuidados y que en ocasiones las inclemencias climáticas pueden echar a perder incluso meses de espera. Pero no por ello debemos desesperar y por eso yo nunca siembro todas las semillas de ese año por si esa temporada no consigo nuevas semillas. Una buena conservación en condiciones de humedad, temperatura y luz son fundamentales para que el poder de germinación de las mismas sea mayor.

El proceso es muy sencillo. Y puede estar al alcance de cualquiera incluso de los menos experimentados en este mundillo de la horticultura. Con cuatro apuntes y paciencia podrás hacerlo sin problema. Cómo te comentaba en el siguiente vídeo podrás ver el proceso paso a paso.



Síguenos en Facebook  o suscríbete a nuestro canal en YouTube

Comentarios

Blog miembro de: